Según Ambelaim la iniciación ha sido contenida en la pasada existencia por mucho tiempo. En Francés se conviene llamar a la iniciación como métiers que proviene del termino latino ministerium que significa “oficio”, “ministerio”, “servicio” y esta raíz nos lleva a una evidente sacralización de lo que se denomina una profesión, voz emparentada con proceso, termino designado a quien ha realizado votos y ha aceptado compromisos dentro de una orden religiosa.

En la actualidad la Masonería es una sociedad discreta del pensamiento que se ha extendido por el mundo entero y que se basa en la libertad del pensamiento y la tolerancia. Su objetivo es la búsqueda de la verdad y el perfeccionamiento moral y material de la humanidad.

Como todas las tradiciones religiosas poseen diversas leyendas constitutivas. Es tal así, como  la caballería medieval posee la leyenda de la Búsqueda del Grial o la Leyenda de Roland, los cruzados la Leyenda de Jerusalén, el hinduismo el bosque sin caminos, por nombrar algunos. Bueno la Masonería posee la leyenda de Hiram.

Esta leyenda surge de Salomón, hijo de David, el que recibe instrucciones especificas para la construcción de un templo de acuerdo a las medidas entregadas directamente por el Creador, pero a través del profeta Natan. Hiram de Tiro le aporta los materiales y envía a Hiram el fundidor para la concreción de la Obra.

Un día Hiram se prepara para el vaciado del mar de bronce en presencia del pueblo de Israel y de Salomón y Balkis la Reina de Saba. Benoni discípulo de Hiram entrado la noche descubre a tres obrero, Fanor el Sirio, Anru el Fenicio y Metusael el judío, saboteando el molde de bronce. Benoni advierte al Rey Salomón sin embargo, este debido a la evidente atracción de la Reina de Saba hacia Hiram deja que el acto continúe.

Al ponerse el Sol, Hiram inicia el vaciado de hierro, sin embargo el gigantesco molde se agrieta salpicando a la multitud. Benoni se lanza al ardiente lava por no haber advertido a su maestro personalmente.

Al encontrarse solo y abandonado por el decaimiento de su obra, Hiram sueña de que de las tinieblas se alza una sombra luminosa. El personaje esta investido de una dalmática sin mangas, aros de hierro adornan sus brazos desnudos. Su cabeza era bronceada con una barba cuadrada , trenzada y rizada en varias filas y va cubierta con una mitra y sostiene en la mano un martillo de hierro.

Sus ojos grandes y brillantes se posan sobre Hiram y dice:

Reanima tu alma, levántate hijo mío. Ven, sígueme. He visto lo males que abruman a mi raza y me he compadecido de ella…

  • Espíritu, ¿quién eres?
  • La sombra de todos tus padres, el antepasado de aquellos que trabajan y sufren ¡Ven! Cuando mi mano se deslice sobre tu frente, respirarán en la llama. No temas nada nunca te has mostrado débil…
  • ¿Dónde estoy? ¿Cuál es tu nombre?¿Adonde me llevas? – pregunta Hiram
  • Al centro de la tierra, en el alma del mundo habitado. Allí se alza el palacio subterráneo de Enoc, nuestro padre, al que Egipto llama Hermes y que Arabia honra con el nombre de Edris.
  • ¡Potencias inmortales! Exclama Hiram – ¿entonces es verdad?… ¿tu eres…?
  • Tu antepasado, hombre, artista…, tu amo y patrono. Yo fui Tubal Caín.

Lo lleva al centro de la tierra y lo instruye en lo fundamental de la tradición de los cainitas. En el seno de la tierra Tubal Caín le muestra la larga serie de sus padres: Enoc que enseño a los hombres a construir edificios, a unirse en sociedad, a tallar la piedra; Hirad que supo antaño aprisionar las fuentes y conducir las aguas fecundas; Maviel, que enseño  el arte de trabajar el cedro y todas la maderas; Matusael que imagino los caracteres dela escritura; Jabel que levanto la primera tienda; Jubal el primero en tender las cuerdas del cinnor y el arpa. Y por último el propio Tubal Caín que enseño al hombre las artes de la paz y de la guerra.

Y transmitió a Hiram la tradición luciferina.

Al comienzo existían dos Dioses:

Adonai

es el amo de la materia y del elemento tierra.

Iblis

el amo del espíritu y del elemento fuego.

Adonaí crea al primer hombre del barro y lo quiere esclavizar, sin embargo, Iblis y los dioses secundarios (elohim) le entrega el sentido de la inteligencia y la comprensión. A la vez Lilith se encuentra en la amante oculta de Adán y le enseña el arte del pensamiento. A la vez Iblis seducía a Eva que había surgido del hombre, la fecundaba y daba origen a Caín.  En efecto según las tradiciones talmúdicas, Caín surge de los amores de iblis y Eva. Sólo Abel nace de la unión de Adán y Eva.

Caín ocupa la inteligencia heredada de sus Elohim y potencia sus condiciones de vida. Pero un día y en relación a las injusticias y menosprecio de Adán decide matar a su  hermano Abel. De esta forma Caín y sus hijos trabajaran si cesar por mejorar la suerte del hombre.

Tubal Caín también le revela que Balkis la reina de Saba pertenece a la casta de Caín y que esta destinada para ser su compañera.

La historia continua con el asesinato de Hiram por tres compañeros insatisfechos con sus salarios. Balkis ha quedado preñada de Hiram y tiene el primero de los hijos de la viuda.

Extraído del Secreto Masónico de Robert Ambelaim.

Revisado por:

rivera